ACCEDE A MI WEB RELACIONES INTERPERSONALES EN LA EMPRESA

sábado, 18 de agosto de 2012



EL EXPLICAOR

Hubo una época, en la que el cine era mudo. Existió un oficio que consistía en explicar las imágenes que el cinematógrafo proyectaba sobre un lienzo blanco. Lo anecdótico es que en Almería, no fue necesario el servicio de dicho profesional, la música amenizaba la sesión cinematográfica y ayudaba al entendimiento de las imágenes. 
                                                                                     
 Muchas son las imágenes que podemos proyectar, en un intento de sentir las vivencias de nuestros antepasados. ¡Cuanta imaginación tenemos los almerienses! Sólo con música entendíamos la historia que las imágenes plasmaban.

Me interesa mucho analizar el trabajo que realizaba el “EXPLICAOR”. Podemos trasladarnos con nuestra imaginación a un pabellón cinematográfico de la época. Las imágenes se proyectan y con su movilidad inician una historia que nos atrapa. Como son cinco los sentidos que tenemos, profundizamos en el entramado de la historia que nos cuentan las imágenes, escuchando la voz del “explicaor”. Él sabe, muy bien como empieza y como acaba la historia. Conoce, como si de un pariente se tratase, a cada uno de los personajes que el cinematógrafo proyecta. Además, son tantas las ocasiones que ha tenido que explicar la misma historia, que en un momento determinado, se siente un personaje más de la obra.

El mundo de la empresa está lleno de imágenes. Intentamos mejorar la comunicación interna, motivar a los empleados, comprometer a los equipos de trabajo con la misión de la empresa, proyectando unas imágenes, en blanco y negro, ralentizadas; que cuentan una historia poco creíble, que no entusiasma a nadie.

¡Qué interesante sería contratar a un “explicaor”! Un profesional ajeno a la empresa, que explicara, con voz clara y natural, el entramado de los personajes que actúan en la vida laboral. Posiblemente entenderíamos mejor muchas situaciones incoherentes, donde el mensaje del equipo directivo no va acompañado de un comportamiento comprometido. También sería de gran ayuda para los responsables de la dirección de la empresa las explicaciones, neutrales e imparciales.
Un buen explicaor, debe reunir unas características especiales. No es un director de cine, ni de teatro, no es un actor, no es un técnico de sonido; es un observador vocacional de la historia social que la empresa proyecta en imágenes ficticias.

El cinematógrafo acaba de ponerse en marcha y el “EXPLICAOR” nos cuenta una historia: un día, un emprendedor, con ilusión y perseverancia, consiguió hacer realidad el proyecto que desde niño visualizaba. La empresa creció y creció, se hizo tan grande que nadie sabía para quién trabajaba. El desánimo se apoderó de casi toda la plantilla; nadie comprendía el sentido de su trabajo, en aquella gran empresa. Un día, un descendiente, de aquel emprendedor leía en un periódico: la desaparición de la empresa “tiene explicación".


                          









                                                                   THE EXPLICAOR

There was a time in which the film was dumb. There was a trade that was to explain the images that the cinematographer projected on a white canvas. The anecdotal is that in Almeria, it was not necessary that professional service, music and film enlivened the session helped the understanding of the images.
                                                                                   
 There are many that can project images in an attempt to feel the experiences of our ancestors. How much have the Almeria imagination! Only music history understood that images plasmaban.

I am very interested to analyze the job performing "EXPLICAOR". We can move our imagination to a cinema hall at the time. Images are projected and mobility begin a story that captivates us. As there are five senses that we have, we delve into the fabric of the history we have pictures, listening to the voice of the "explicaor". He knows very well how it starts and how the story ends. You know, as if it were a relative, each of the characters projected cinematographer. In addition, so many times he has had to explain the same story, that at any given time, you feel a character in the play.

The business world is full of images. We try to improve internal communication, motivating employees, engaging teams with the mission of the company, projecting some pictures, black and white, slowed, that tell a story not credible, not excited anyone.

How interesting it would be to hire a "explicaor"! A professional from outside the company, to explain, with clear, natural voice, the fabric of the characters acting in working life. Possibly inconsistent understand better many situations where the message of the management team is not accompanied by compromised behavior. It would also be of great help to those responsible for the management of the company's explanations, neutral and impartial.
A good explicaor should possess special characteristics. There is a film director, or theater, not an actor, not a sound technician, is a vocational observer of social history that the company plans on fictitious images.

The cinema just get going and "EXPLICAOR" tells a story: One day, an entrepreneur, with enthusiasm and perseverance, managed to realize the project envisioned since childhood. The company grew and grew, became so great that no one knew who he worked for. Discouragement seized almost all staff, no one understood the meaning of his work, in that great company. One day, a descendant of one entrepreneur read in a newspaper: the demise of the company "unexplained".